Otoño, sigiloso, fresco...

De colores cobre y acompañado de aire con olor a lluvia.

Travieso, diablillo sin cuernos siempre jugando entre los árboles.

Te diviertes arrastrando las bellas hojas secas, muertas, llevaderas....

Fragancia húmeda, a bosque, setas, hongos...

Castaña que cae, ardilla que corre, zarzamora que se coge.

Última cosecha silvestre, de variados colores y sabores.

Hogar que huele a lumbre, leña seca y comida en el fuego.

Suena a canciones de antaño y bellos recuerdos de quienes ya no están.

Sabe a Leyenda, a risa infantil y juguetes de madera.

Se aproxima el reposo y las gélidas nieves, plácidas y blancas, llenas de paz.

Otoño que llegas, me besas la frente y desapareces travieso de nuevo en las altas copas, como duende verde, de mejillas rojas, boca sonriente y cabello rizado, que sabio se guarda de no ser observado “ .

EME82

Reviewed by EME82 on noviembre 13, 2020 Rating: 5

No hay comentarios

Música